Vuelve el “Uno por uno”

- Publicidad -

LAS EMISORAS DE RADIO DEBERÁN DIFUNDIR 50% DE MÚSICA VENEZOLANA

“…durante los horarios todo usuario y supervisado, los servicios de radio o televisión que difundan obras musicales, deberán destinar a la difusión de obras musicales venezolanas, al menos, cincuenta por ciento de su programación musical diaria y se deberán identificar sus autores, autoras, intérpretes y género musical al cual pertenecen”

El texto en cuestión pertenece al artículo 14 de la recién aprobada Ley de Responsabilidad Social en Radio y TV, el cual también expresa que “deberán destinar al menos diez por ciento de su programación musical diaria, a la difusión de obras musicales de Latinoamérica y del Caribe”.

Con base en ello, tanto la televisión como las emisoras de radio deberán ajustarse, a partir del próximo mes de marzo, al nuevo esquema legal, según el cual se les compromete a contribuir con la difusión pública de la creación nacional, sea cual sea el género, siendo de carácter obligatorio la incorporación, en 25% de los espacios, de las obras de índole tradicional o folklórica.

En este sentido, los radiodifusores ya están realizando los arreglos necesarios para adaptarse a esta nueva ley. Muchos directivos de emisoras radiales aseguran que la norma no necesariamente significa que se deban colocar temas de artistas nacionales y extranjeros una detrás de otra, así que están estudiando las diversas fórmulas que hay para ser equilibrados en la promoción sin afectar sus niveles de audiencia.

Este artículo viene a revivir el llamado decreto del 1×1, implementado en la década de los 80, durante el gobierno de Luis Herrera Campins, que exigía a las emisoras de radio difundir una canción de un artista nacional, sin importar el género musical, por cada canción de un artista extranjero que se transmitiera. Como se recordará, para esa época surgieron talentos como Karina, Ilan, Yordano, Franco de Vita y Ricardo Montaner, entre muchos otros, que activaron el boom de la industria discográfica nacional.

No obstante, aunque muchos consideran que esta medida podrá ayudar al resurgimiento de la industria discográfica nacional, también hay quien opina que se deben evaluar otros mecanismos que combatan el principal problema, como lo es la piratería.